Es necesario descansar. Es necesario desconectar para reconectar. Es necesario parar para coger impulso. ¡Tómate un break en la jornada laboral!

No se trata tanto de cuánto tiempo nos tomamos en un break, sino de qué hacemos en él. Está demostrado que hacer un break consigue mejorar el rendimiento porque aumentamos la capacidad de concentración después. Lo mejor es planificar el descanso: cuando hacerlo, durante cuánto tiempo y qué cosas vamos a hacer.

Porqué recomendamos tomarse breaks en la jornada laboral

Hay tres razones fundamentales por las que tomarse un descanso:

  • Favorece la concentración y eso nos permite optimizar recursos siendo más eficientes.
  • Después descanso, hay más rendimiento.
  • Permite la conciliación porque en esos descansos del trabajo, en esos pequeños breaks podemos dedicarnos a cosas personales, a nuestro ocio, o a nuestras aficiones.

¡Tómate un break en el trabajo!

PIDE INFORMACIÓN SOBRE NUESTRAS ACTIVIDADES DE TEAM BUILDING

Ideas para el tiempo de descanso en el trabajo

1º Team Break Virtual

Descanso laboralEn un descanso de la jornada no te da tiempo a hacer un Team Building, pero surgió relacionado con ello una buena idea: Team Breaks Virtuales.

Team Break Virtual sobre temas de bienestar: tanto psicológico como físico. En media hora (algo más o algo menos), se trata de descansos interactivos entre los participantes y la persona experta que lo guía te dará unos tips que te ayudarán a pensar en positivo, a conocer el mindfulness, a poder realizar automasajes para corregir posturas, etc.

2º Haz ejercicio

Mens sana in corpore sano”. Nada más cierto. No hay que limitarse a pesar en gimnasios o actividad física más intensa. Cosas más sencillas como caminar, estiramientos o ejercicios posturales, ¡sirven! Se recomienda que sean en exterior en la medida de lo posible.

3º Modo Off

Un ritual de desconexión digital. Busca un momento para que no exista ni el ordenador, ni el teléfono ni ningún dispositivo. Aprovecha para hablar con alguien, para no pensar en nada o para hacer una tarea sin contenido de tener que pensar (tan sencillo como, por ejemplo, regar las plantas)

4º Un oasis de algún hobby

Seguramente cuando te metes de lleno en disfrutar con un hobby, pierdes la noción del tiempo. En el caso de los breaks o descansos en el trabajo, el tiempo es limitado, pero aun así puedes encontrar esos momentos cortos para leer algo, escuchar alguna canción de tu grupo favorito, buscar información sobre el próximo viaje que quieres realizar o preparar una lista de la compra para la siguiente receta nueva que vas a hacer si eres un apasionado de la cocina. Puedes encontrar un momento para dedicar a ese hobby.

Cuanto tiempo debe durar el tiempo de descanso en el trabajo

En el punto medio está la virtud. Podríamos compararlo con lo que los expertos recomiendan para el “Siesta Time”: no más de 15 ó 20 minutos. Más bien cortos pero intensos.

Se pueden hacer varios breaks durante la jornada y pueden tener diferente duración. Quizá en algunos momentos un break de 5 minutos (ir a por café, hacer una llamada, reordenar tu agenda o leer un artículo) sean suficientes. En otros casos deben ser más largos.

Normalmente el que tiene más duración es de la comida. Lo ideal es hacer en este intervalo una parte de comida y otra de paseo o ejercicio suave de movimiento. Si es en exterior, mejor. El cambiar de ambiente físico también ayuda.

Que períodos de descanso en el trabajo funcionan mejor

Antes de empezar para predisponernos mejor al trabajo

Para activarse y tener energía y comenzar la jornada con mucha fuerza.

Descansos posturales cada hora

Define qué postura tienes en el trabajo y sus posibles dolencias y malestar. Después investiga o asesórate de ejercicios o automasajes fáciles que puedas hacer para contrarrestarlo. Concienciarse de una buena postura.

Descansos mentales cuando cambiamos de tarea

Está demostrado que la atención plena tiene una duración determinada. Pasado un tiempo se pierde atención y concentración. El truco está en hacer cambiar al cerebro de tarea de tal manera que tiene que “resetearse” y empezar desde cero. Es una táctica para recuperar la atención.

Break en el trabajo, desconectar para reconectar

El descanso o tomarse un break en el trabajo es imprescindible. Es como si fuera el “sueño nocturno reparador” de una persona. Lo necesitamos para recuperar energía, concentración y atención. Desconectar en los break para reconectar a tope con el trabajo.

¡Tómate un descanso!